Cargando...

Secciones

Publicidad

Un grupo de personas con un iPhone 6s tras su lanzamiento. EFE

Iphone X Diez cosas que debes saber sobre el móvil que cambió nuestras vidas (y su cara oscura)

Publicidad

¿Qué hay detrás de un dispositivo atractivo y polémico a partes iguales?

Ciencias

Parece mentira. Sólo 10 años han pasado desde el lanzamiento del primer iPhone, pero los smartphones han cambiado tanto el panorama de la movilidad, y de paso de la sociedad, que parece un siglo. Estos 10 años de iPhone han estado plagados de grandes aciertos y grandes polémicas, pero aún así el gigante Apple ha vendido más de mil millones de unidades de su producto estrella.

Publicidad

Diez años después del lanzamiento de su icónico teléfono inteligente iPhone, Apple presenta este martes sus nuevos modelos de iPhone 8 (o iPhone X como algunas también lo llaman), en un acto que, además, se estrena oficialmente Apple Park, el nuevo campus del gigante tecnológico.

El iPhone ha marcado durante buena parte de la década el avance de una industria millonaria e innovadora.  Aquí van las 10 cosas con las que podrás quedar más que bien en tu probable conversación sobre el iPhone.

¿Recordáis la vida antes del iPhone?

En el 2007 todavía no teníamos crisis económica. El presidente de Estados Unidos era George W. Bush y todavía pensábamos que era el peor que podíamos tener. Esa época lejana en la que Nokia era la reina de los móviles y Samsung plantaba batalla en categorías de producto como los televisores pero todavía no estaba lista para el mercado de los teléfonos.

¿Es el iPhone el primer Smartphone?

Antes del iPhone ya había teléfonos inteligentes, desde luego. Recogían la tradición de los PDAs, aquellos asistentes digitales que a mis sobrinos les suenan tan pretéritos como el VHS, y quizá el máximo exponente era la Blackberry. No era el único. En el 2007 Nokia ya tenía varios modelos de su serie N y ese año en concreto lanzó probablemente el mejor, el N95. Pero todavía se lanzaron ese año móviles con el formato de concha y la llega del iPhone supuso toda una ruptura del paradigma del móvil inteligente.

Publicidad

¿Qué hizo diferente Apple?

La clave estaba tanto en la pantalla táctil como en el sencillo sistema operativo que acompañaba al dispositivo y en el sistema de aplicaciones que, al modo de una tienda de música, incorporó Apple. Nokia siguió durante años intentando convertir, con cabezonería pero sin éxito, Symbian en un sistema apto para dispositivos táctiles, mientras Apple había logrado con iOS un sistema táctil nativo que sigue siendo el modelo que ha copiado su competencia.

¿Por qué es tan importante el iPhone?

La función principal de los teléfonos dejó de ser la de hacer llamadas. Y pasó a ser… Todo lo demás. 10 años después, las pantallas táctiles han saltado a otro tipo de dispositivos, el modelo de negocio en torno a los móviles ha cambiado radicalmente y no sólo gira en torno a los propios dispositivos, sino en torno a las tiendas de aplicaciones. Pero, sobre todo, ha cambiado las costumbres sociales. Sólo pensar en vivir sin un Smartphone se hace difícil.

Publicidad

¿Cuántos iPhone hay en el mundo?

En julio de 2016 se supo que Apple había logrado una marca histórica: ya había vendido en todo el mundo más de 1.000 millones de dispositivos. Y no son precisamente baratos. A una media de 700 euros por dispositivo… Haz el cálculo tú mismo, que yo me pierdo.

¿Es un producto de élite?

Pensar que uno de los móviles más vendidos de la historia es un producto exclusivo y de élite parece una contradicción…Y, sin embargo, así es. Los productos de Apple siguen siendo los más cool. El estilo Jobs en la creación y presentación de sus dispositivos al mundo se mantiene. Y sin embargo es un producto de masas, popular en todo el mundo, tan de moda que compañías como Google y Samsung recogieron el testigo y se lanzaron al ruedo a través de Android. Según el estudio Mobility Report realizado por Ericsson en 2016, el 70 % de los móviles del mundo son smartphones.

Publicidad

¿Ha tenido impacto fuera del sector de la telefonía?

La pregunta, en realidad, es dónde no ha tenido impacto. Un somero vistazo a una tienda de aplicaciones nos da una idea de todos los sectores que se han armado de una app para desarrollar sus negocios. Y más allá de las “simples” apps: en muchos lugares de África, por ejemplo, la bancarización de la población se está dando a través de los teléfonos inteligentes, ante la falta de una estructura bancaria como tal.

¿Qué tal le sienta a Apple que le copien sin pudor el iPhone?

En una palabra, mal. Muchos pensarían que era una cuestión de karma después de aquellos “errores” de juventud de Apple, cuando copió sin problemas un sistema operativo de ventanas que no era suyo o la idea del ratón. Pero los abogados de la compañía no piensan lo mismo. En la actualidad parecen haber llegado a una entente cordiale, pero durante años Samsung y Apple se han visto más tiempo en los juzgados que fuera de ellos, a cuenta de haberse robado ideas y patentes la una a la otra. Lo que no es óbice para que Apple todavía cuente con Samsung para alguno de sus componentes. Parece que la compañía coreana pondrá todavía pantallas para el iPhone 8.

¿Y la relación de Apple con las fábricas chinas?

Los dispositivos de Apple no tiene el clásico “Made in”, sino “Designed in”. Made in Taiwan no suena tan bien como Designed in California. Y es que el fabricante taiwanés que se encarga de ensamblar los iPhone, Foxconn, ha estado envuelto en la polémica por las condiciones laborales que ofrecía a sus empleados. Tuvo que haber una oleada de suicidios de empleados para que el caso llamara la atención. Desde entonces, parece que Apple se preocupa más por las condiciones de trabajo de los lugares donde fabrica.

¿Y el coltán?

El coltán es uno de esos materiales que resultan imprescindibles para fabricar smartphones. Países como China, Australia, Brasil o Canadá tienen reservas de coltán, pero también uno de sus principales productores, la República Democrática del Congo, desde donde es más barato por el trabajo esclavo, e infantil según Amnistía Internacional, que lo produce y las oscuras vías de comercialización. Al estilo de los diamantes de sangre, pero dentro del teléfono que llevas en el bolsillo. Naturalmente, esta cara oscura de la movilidad no es exclusiva de Apple, sino que afecta a todos los fabricantes de móviles.

Publicidad

Publicidad