Cargando...

Secciones

Publicidad

Cuando miles de canarios cruzaban el Atlántico en cayucos para llegar a Venezuela

Publicidad

El 25 de mayo de 1949 en la portada del diario venezolano ‘Agencia comercial’ aparecía la fotografía de un barco apresado con 106 inmigrantes a bordo, incluyendo diez mujeres y una niña de cuatro años. Aquellos “famélicos y malolientes” inmigrantes venían de la depauperadas Islas Canarias de la posguerra española y buscaban las costas de la entonces próspera Venezuela, igual que habían hecho sus antepasados desde tres siglos antes.

Publicidad

El ‘Elvira’ sólo es uno de los “cientos de barcos fantasma”, muchos de ellos no mayores que los actuales cayucos que llegan a España desde África, que cruzaron el Atlántico durante la década de los 40 con hasta 12.000 canarios que buscaban una vida mejor en América, huyendo de la dictadura fascista impuesta por el general Franco tras la victoria de los golpistas en la guerra civil.

La época de los “barcos fantasma” se inicia en 1948, a raíz de las serias dificultades que impuso la España franquista a la migración, “con trámites penosos y costosísimos”. Los llamados “barcos fantasma” eran veleros de la flota pesquera que llenaban sus bodegas con cientos de campesinos canarios que vivían próximos a la subsistencia. Según relata el periodista Tomás Bárbulo en un reportaje en ‘El País’,

“La historia [del ‘Elvira’] comenzó el Sábado de Gloria de 1949. Un centenar de personas se deslizaron por el muelle de Las Palmas y embarcaron en varias falúas. La mayoría eran campesinos de Gran Canaria que ganaban 20 pesetas por trabajar de sol a sol y que habían tenido que vender sus cabras para pagar las 4.000 pesetas del billete, una pequeña fortuna para la época”.

Publicidad

“El “Nuevo Teide”, con 300 pasajeros, o el “Telémaco” con 171, fueron algunos de los barcos que realizaron de forma clandestina viajes entre Canarias y Venezuela. El “Telémaco”, que zarpó en agosto de 1950 de La Gomera, tenía una eslora de 20 metros, poco más de lo que mide un cayuco”, según relataba el diario El Día de Canarias.

Inmigrantes canarios en Venezuela, años 40. Foto: El Tambor.

La peligrosa singladura del velero ‘Elvira’ guarda no pocos paralelismos con la llegada de los 629 inmigrantes del ‘Aquarius’ a puerto español, después de haber sido repudiado por el gobierno xenófobo de Italia. Los africanos del ‘Aquarius’ gozarán de “45 días de paz” antes de que el gobierno español decida qué hacer con ellos. Tras una peligrosísima travesía, los canarios del ‘Elvira’ alcanzaron las costas de Venezuela, donde fueron considerados “inmigrantes voluntarios” por el gobierno, pudieron regularizar su situación y echar raíces en la entonces floreciente Caracas de los años 50.

Publicidad

Con información de El Día, El País, Diario Público y Gobierno de Canarias. Más información y fotos en El Tambor.

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

¡Más madera, es la guerra!:

Así quedaría el mapa de Europa si se derritieran los polos

– Así quedaría (o quedará) el mapa del mundo si la temperatura aumentara 4ºC

– Ocho pueblos que rinden homenaje al cannabis en sus escudos y banderas

Publicidad

Publicidad

Publicidad