Cargando...

Secciones

Publicidad

Operación de la Policía Nacional durante el 20-S en la sede de la CUP.

'20 -S', ​​un documental que podría servir de prueba en la causa de los 'Jordis'

Publicidad

Los cines Aribau han acogido el estreno del documental dirigido por Jaume Roures, que se estrenará el jueves en 'Sense Ficció' de TV3. Los testimonios de políticos e imágenes inéditas desmontan la versión del juez Pablo Llarena. A la proyección asistieron personalidades de la primera línea política que han salido visiblemente afectados.

Culturas

Los Cines Aribau de Barcelona han acogido este martes el estreno del documental 20-S, dirigido por Jaume Roures y producido por Mediapro. Una reconstrucción de los hechos que desembocaron en la entrada en prisión de los líderes de Òmnium Cultural y la Asamblea Nacional Catalana, Jordi Cuixart y Jordi Sánchez. Un retrato de los registros en la Consejería de Economía y Hacienda y la sede de la Candidatura de Unidad Popular desde la primera hora, con la llegada de la Guardia Civil a las instituciones de la Generalitat, hasta la famosa fotografía de los Jordis subidos a los coches de los cuerpos policiales desde donde desconvocar la concentración.

Publicidad

La declaración del exmajor los Mossos, Josep Lluis Trapero, es el eje vertebral de los hechos, que constata la voluntad de la policía catalana de posibilitar el operativo sin disturbios. También aparecen los testimonios de políticos y líderes sociales que acompañaron a Cuixart y Sánchez en el papel de mediadores: el protavoz de Òmnium, Marcel Mauri, el teniente de alcalde Jaume Asens, el periodista David Fernández, la exdiputada de la CUP Mireia Boya, y un testigo de los Mossos bajo anonimato, que cuenta la versión del cuerpo policial. Todos dan detalles inéditos desde su vivencia personal de aquella jornada que se suman al testimonio de una cámara que sigue a los Jordis y capta las conversaciones, los debates y las decisiones tomadas en cada uno de los momentos de tensión que se vivieron durante aquellas 24h.

La sala ha asistido a un trabajo de memoria que desmonta los autos del Juez Pablo Llarena, encargado de la macrocausa del 1 de octubre, con las que justifica el procesamiento por rebelión de los líderes encarcelados. Un recorrido por el carácter festivo de las movilizaciones, el esfuerzo de las entidades independentistas y partidos políticos para evitar enfrentamientos, los intentos de entrar en la sede de la CUP por parte de la Policía Nacional sin orden judicial, los operativos policiales de los Mossos para permitir la salida de la comitiva judicial y la policía española y la gestión de los coches de la Guardia Civil, que luego se supo que contenían armamento sin vigilancia.

Con material audiovisual grabado con móviles de los asistentes, las cámaras de los helicópteros que sobrevolaban las sedes y el material propio, 20-S -que se emitirá este jueves en el programa Sense Ficció de TV3- presenta imágenes que podrían servir de pruebas para la defensa de Jordi Cuixart y Jordi Sánchez.

Publicidad

Emociones durante el estreno

En la presentación ha asistido personalidades de primera línea política del país, que salían visiblemente afectados de la proyección. Entre ellas, la periodista y compañera de Sánchez, Txell Bonet: "Lo que me gusta del documental no es que pruebe la inocencia de los encarcelados, porque eso ya lo sabemos. Me ha gustado mucho recuperar la atmósfera de la gente empoderada. Me siento orgullosa de los partidos y la sociedad civil que saber gestionar esa situación de crisis ". También estaba el actual portavoz de Òmnium, Marcel Mauri: "Se ve claramente que la gente acudió a expresar su indignación y que en un momento dado todos se fue a casa. Y que después de tantos meses ellos aún estén pagando... Es una vergüenza que la gente siga a prisión ".

También había asistencia del sector anticapitalista. La concejala de la CUP en el Ayuntamiento, Eulalia Reguant, tiene claro cuál era la estrategia de la Policía Nacional en la sede de su partido: "El asedio a nuestra sede era un claro intento de ir a los más radicales para ver si se rebotaban, y se encontraron todo lo contrario. Los radicales eran quienes tenían más claro qué es ejercer la desobediencia civil ". Las evidencias del documental sobre los acontecimientos reafirman a la ex diputada cupaire Mireia Boya sobre la posición del Estado: "El relato que hace la Guardia Civil es totalmente imaginario e intencionado. Es una invención para poder justificar tener presos políticos".

Publicidad

También ha asistido el presidente de la Generalitat Artur Mas: "Es un contraste enorme con la tesis que se ha construido desde Madrid por parte de las autoridades judiciales. Los líderes sociales ayudaron a que se cumpliera los marcos de la normalidad en democracia y de la no violencia ".

Publicidad

Publicidad

Publicidad