Cargando...

Secciones

Publicidad

El Ayuntamiento esperará a que haya una decisión judicial al respecto antes de tomar posibles medidas contra los agentes que hayan vertido esos asuntos y amenazas / Imagen de archivo - EUROPA PRESS

El juez decidirá este martes si continúa la causa contra los tres policías municipales del chat contra Carmena

Publicidad

El magistrado se encuentra estudiando los argumentos de los agentes, y decidirá este martes, previsiblemente a primera hora, tanto sobre las medidas cautelares como del destino de la causa en sí.

Política

El magistrado titular del Juzgado de Instrucción número 42 de Madrid, Juan José Escalonilla, decidirá este martes sobre el archivo o la continuación de la investigación contra los tres agentes de Policía Municipal acusados de amenazar a un delegado de CCOO en un chat tras tomarles este lunes declaración durante unas tres horas.

Publicidad

Según han confirmado a Europa Press fuentes jurídicas, el magistrado se encuentra estudiando los argumentos de los tres agentes, y decidirá este martes, previsiblemente a primera hora, tanto sobre las medidas cautelares como del destino de la causa en sí. Esto es, puede decretar el archivo al no observar delito o seguir con la investigación.

El abogado del denunciante, Antonio García, ha explicado los términos en los que ha discurrido la declaración de los tres agentes. El resto de los letrados ha rehusado hacer declaraciones.

Fuentes jurídicas han detallado que es posible que en ese auto, además de decidir sobre las medidas cautelares pedidas por la víctima -confirmar la retirada del arma, ordenar orden de alejamiento de 500 metros y denegarles el acceso al padrón municipal-, se dirima si la investigación continúa y en qué sentido.

Justo antes de las declaraciones el magistrado ha trasladado a la partes la denuncia interpuesta recientemente por Comisiones Obreras, sindicato al que pertenece el denunciante, por amenazas a sus representantes en Policía Municipal vertidas en el mismo chat después de que hubiesen respaldado a la víctima.

Publicidad

Este martes el juez decide sobre las medidas cautelares pedidas por la víctima, Manuela Carmena

También se ha constatado la personación del Ayuntamiento de Madrid -que ve delito de amenazas y de odio en los mensajes- y de la corporación Atresmedia debido a que en el chat se vierten críticas y amenazas contra La Sexta y algunos de sus periodistas.

Los tres agentes han declarado, por separado, entre las 14:20 y las 16:30, y luego el juez ha celebrado una vistilla para valorar las citadas medidas cautelares. El letrado Antonio García, abogado de Comisiones Obreras, ha asegurado que durante las manifestaciones "se les ha preguntado por un delito de odio y se les ha interrogado por si había delito de odio, injurias y amenazas", ya que "son tres delitos indiciariamente cometidos y las diligencias abarcan esos delitos".

Publicidad

Las declaraciones de los policías

Hasta la semana pasada, según fuentes jurídicas, el magistrado solo investigaba un delito de amenazas de varios agentes -los tres citados hoy y se investiga si alguno más- contra el otro policía por haberle amenazado tras recriminarles sus comentarios, y no un delito de odio como aprecian CC.OO. y el Ayuntamiento.

Cada uno de los denunciados ha declarado algo menos de una hora y, según el letrado, "no han negado los hechos", aunque "han hecho remisión a que era un grupo privado, en un tono de broma, admitiendo que era una broma macabra en algunos casos".

Publicidad

Según el abogado, la Fiscalía ha valorado que ya se les haya retirado el arma -fueron apartados del servicio y se les retiró el arma reglamentaria tras ser identificados-, ya que en opinión del Ministerio Público "eso aleja el riesgo de la víctima".

En su opinión la existencia de un grupo de policías que vierten esos comentarios "pone de manifiesto la peligrosa existencia de personas con esta ideología absolutamente nazi e inconstitucional" que "constituyen un peligro para todos los ciudadanos, y especialmente en la Policía Municipal".

En el chat, denunciado el pasado 13 de noviembre, se llamaba a alcaldesa madrileña "vejestorio despreciable" y se decía que "lo que es terrible es que ella no estuviera en el despacho de Atocha cuando mataron a sus compañeros", entre otros mensajes, en los que también se ensalzaba a Adolf Hitler y el nazismo y se vejaba a los inmigrantes.

Publicidad

Publicidad