Cargando...

Secciones

Publicidad

Aspecto de la manifestación en Barcelona por el día de la Fiesta Nacional. REUTERS/Juan Medina

El españolismo y la extrema derecha celebran juntos el 12 de Octubre en Barcelona

Publicidad

La marcha ha sido convocada por Societat Civil Catalana, la organizadora de protesta unionista del 8 de octubre y han acudido otras organizaciones como VOX, Comunión Tradicionalista Carlista, Hazte Oír, Alternativa Española, Hogar Social Madrid o Legión Urbana.

Sociedad

Vivas a España, a la Guardia Civil, a la Policía y a Cataluña. Con estos cánticos, junto con otros más beligerantes como "Puigdemont y Trapero a prisión" y “TV3 manipulación” han celebrado miles de españoles el 12 de Octubre en Barcelona, en una manifestación que ha recorrido el Paseo de Gracias desde La Pedrera a Plaza de Cataluña.

Publicidad

Ha convocado Societat Civil Catalana, la organizadora de protesta unionista del 8 de octubre, con el lema “Catalunya sí, España también. VOX, Comunión Tradicionalista Carlista, Hazte Oír, Alternativa Española, Hogar Social Madrid y Legión Urbana, entre otros grupos de extrema derecha, han acudido al acto.

La Guardia Urbana ha cifrado en 65.000 el número de asistentes a la marcha, mientras que la organización ha refusado en esta ocasión estimar la participación En la cabecera de la marcha también se ha visto a los dirigentes de Ciudadanos Inés Arrimadas y Fernando de Páramo o del Partido Popular como Alberto Fernández Díaz. Los españolistas han aclamado a la líder de Ciudadanos en Catalunya con gritos de “presidenta” a lo largo de toda la marcha.

La presencia ultra ha sido rechazada por varios de algunos asistentes como Toni, que viene desde Vilafranca del Penedés (Barcelona) porque "hay que expresar que estamos aquí también, que somos catalanes y españoles". Este hombre de 38 años que votará a Ciudadanos cree que Puigdemont "nos lleva al abismo. La participación de la extrema no le parece bien "ni representa al unionismo. Estos extremistas no respetan, al igual que los extremistas en el lado independentista", espeta.

Publicidad

La líder de Ciudadanos en Catalunya, Inés Arrimadas, junto al presidente de Societat Civil Catalana (SCC), Mariano Gomá, y otros líderes del PP y Ciudadanos, en la cabecera de la manifestación en Barcelon acon motivo del Día de la Fiesta Nacional. EFE/Enric Fontcuberta

Desde SCC han remarcado en el discurso final en Plaza de Catalunya en dos ocasiones que rechazan a cualquier tipo de organización y simbología que no respete la constitución, a pesar de que a la marcha han acudido algunas asociaciones de extrema derecha como Hogar Social Madrid.

Uno de esos "extremistas" es Rafa Ripoll, presidente de la coalición de partidos de extrema derecha Respeto y concejal de España 2000 en Alcalá de Henares (Madrid). Para este representante de la extrema derecha española, este día "debería ser un festivo y se convierte en reivindicativo". "Estamos aquí para defender el derecho de los catalanes a ser españoles y no vamos a renunciar a hacerlo", prosigue.

Publicidad

Vista de la manifestación en Barcelona en día de la Fiesta Nacional. EFE

Preguntado sobre qué acciones debería tomar el Gobierno responde que cree que "ya es tarde para cualquier respuesta tranquila. Rajoy y Puigdemont tratan de alargar los tiempos". Ripoll carga las tintas también contra un "Estado español" que "debería haber atendido muchas de las demandas del pueblo catalán como la de infraestructuras o la sanidad. En Catalunya los niños están en barracones mientras en Andalucía cada niño tiene una tablet". Para solucionar el conflicto catalán, el líder de Respeto aboga por ir a "una segunda descentralización" que de más competencias a las comunidades autónomas y los municipios.

La presencia del Hogar Social no ha gustado a varios manifestantes catalanes que como Jorge, consideran que “son un grupo minúsculo” de “descerebrados” que “lo único que buscan es aprovecharse” de la manifestación unionista". Jorge cree que su presencia será aprovechada por algunos medios nacionalistas para “echarnos mierda encima”. Los “socialpatriotas” han emitido cánticos por la libertad de los ultraderechistas que atacaron Blanquerna, un local de la Generalitat en Madrid, el 11 de septiembre de 2013.

Publicidad

Varias personas bajo una gigantesca bandera catalana en la marcha en Barcelona por el día de la Fiesta Nacional. REUTERS/Gonzalo Fuentes

Melisa Domínguez, la líder de Hogar Social Madrid, ha explicado a Público los motivos de su presencia en Barcelona: “era obligado defender la Hispanidad desde Cataluña apoyando a todos los catalanes y españoles que se sienten completamente abandonados por el Gobierno”.

Interrogada por los reproches que algunos españolistas y la organización le han hecho por acudir al acto de SCC, Melisa ha acusado a la asociación españolista de ser "una marca blanca del PP" y que a SCC le molesta mucho que no hagan “odas a la Constitución y al rey". “Nosotros hemos venido a apoyar a los catalanes y no a hacer propaganda como hace el PP y Ciudadanos”, ha dicho la líder de extrema derecha.

Las soluciones para la cara visible de la organización fascista pasan por “recuperar competencias en educación” y que la Generalitat no tenga una fuerza policial propia como los Mossos. “

Un hombre con la bandera de España saluda a un mosso de esquadra durante la manifestación convocada por Societat Civil Catalana, Espanya i Catalans y otras entidades contrarias a la independencia con motivo del Día de la Fiesta Nacional. EFE/Andreu Dalmau

Los Mossos d’Escuadra han registro cuatro vehículos e identificado a 50 personas, la mayoría miembros de Hogar Social Madrid, requisándoles un puño americano, cadenas, banderas preconstitucionales y bengalas. Melisa ha negado que llevasen armas, pero sí ha reconocido que la policía catalana les han confiscado los botes de humo que usan en sus manifestaciones.

Manuela Martínez es natural de Toledo pero reside en la ciudad de Barcelona desde hace 50 años. Es el sexto año que acude a las conmemoraciones del Día de la Hispanidad en Barcelona y afirma estar sufriendo “mucho” psicológicamente por la deriva sececionista: “no duermo, estoy nerviosa y mal”, denuncia. La toledana cree que el ‘procés’ acabará con una cesión por ambas partes.

De Barcelona también Gonzalo acompañado por otros dos amigos de 17 y 18 años con banderas de España “para defender su unidad”. “La mayoría silenciosa ha perdido el miedo y ha salido a la calle y se está demostrando que somos muchos más”, añade. Gonzalo está a favor del derecho a decidir pero de forma “legal y toda España” y votará a un partido no independentista como “Ciudadanos o PP”.

Un vendedor callejero ofrece banderas españolas en Barcelona durante el día de la Fiesta Nacional. REUTERS/Juan Medina

Con una boina verde en la cabeza y junto con una de sus hijas ha acudido al acto constitucionalista Miguel Ángel, maestro de 58 años de Barcelona. Está acompañado por otros hombres con boinas, como recuerdo de su paso por el servicio militar que les “une a todos en el mismo espíritu”. Apoyar “la unidad de España” y “celebrar el 12 de Octubre” es lo que le ha llevado a estar este jueves en la Plaza de Catalunya. Vive la situación política catalana con “mucha preocupación”.

Varias personas escalan las esculturas de la Plaza de Catalunya de Barcelona para colocar una bandera española. REUTERS

Carla y Ariadna tiene 21 y 20 años respectivamente y han venido desde L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona) porque “queremos a Catalunya y queremos a España pero no queremos la independencia y ni somos fachas”. Ambas rechazan los extremistas presentes en la marcha y viven con “miedo y preocupación” el proceso y no creen que se vaya a llegar a un acuerdo entre ambas partes.

Una pandilla de cuatro amigas de 16 y 17 años han venido desde Sitges y Barcelona “como cada año” porque “es superimportante para demostrar que no todos los catalanes queremos la independencia” y “celebrar que somos y nos sentimos españoles”. “Nos preocupa el futuro y no quiero que sea condicionado” por la posible independencia, afirma una de ellas, que quizás se vaya a vivir a Madrid debido a la independencia. “Nos sentimos supercatalanes y superespañolas”, afirman y aclaran que tienen “los ocho apellidos catalanes”. Todavía no pueden votar pero las cuatro lo harían por Ciudadanos y alaban el discurso del Arrimadas el 10 de octubre en el Parlament.

Vista de la manifestación en la Plaza de Catalunya de Barcelona, convocada por Societat Civil Catalana, Espanya i Catalans y otras entidades contrarias a la independencia con motivo del Día de la Fiesta Nacional. EFE/Andreu Dalmau

Marcha a Montjuic y pelea entre ultras

Otra manifestación, con dos centenares de personas, ha recorrido Barcelona en nombre de la Hispanidad. La Falange y Democracia Nacional han desde Plaza de España hasta la Plaza de Sant Jordi de Montjuic en una "marcha patriota por la unidad nacional" ente cánticos de “Trapero golpista” y “Rajoy, traidor, defienda la nación”.

Colectivos de ultraderecha se dirigen a la plaza de Sant Jordi de Barcelona, durante una manifestación en defensa de la unidad nacional. EFE/Toni Albir

Al acabar el acto, los ultraderechistas han quemado esteladas y cantado el Cara al sol mientras hacían el saludo facista, agitaban banderas preconstitucionales y con símbolos nazis.

Una media hora más tarde ha partido desde Sants una manifestación antifascista con el lema 'Vuestra represión no nos hará retroceder', en la que han participado a cerca de un millar de personas. Los Mossos d’Esquadra han impedido que accediesen a Plaza de España para prevenir enfrentamientos.

Imágenes de la manifestación por la Hispanidad en Barcelona./REUTERS

En Plaza de Catalunya se han producido agresiones físicas entre grupos ultras de fútbol de extrema derecha mientras en el escenario intervenían los ponentes. Los violentos han utilizado sillas de la terraza de la cafetería Zurich para golpearse. Un guardia urbano que ha intervenido para parar la batalla campal ha sido herido leve por contusiones, según ha informado el Ayuntamiento de Barcelona.

Posteriormente, los Mossos de’Esquadra han retenido e identificado a algunos de los participantes en la pelea. La trifulca la han protagonizado miembros del Frente Atlético (Atlético de Madrid) que se han enfrentado con ultras de Yomus (Valencia C.F.) y de Hooligans Vallés (C.E. Sabadell), informa Directa.

Publicidad

Publicidad