Cargando...

Secciones

Publicidad

<a href="https://www.youtube.com/watch?v=cPmBHPybu3Y" target="_blank">El periodista colaborador de Lahaine.org Jorge Correa en una entrevista en Youtube concedida a Ahotsa Info.</a>

OPERACIÓN ARAÑA Nuevo juicio a un tuitero: "Me juzgan por creer que en España hay libertad de expresión"

Publicidad

Este jueves la Audiencia Nacional juzga al periodista colaborador de LaHaine.org Jorge Correa, conocido por el sobrenombre de 'Boro', por un presunto delito de enaltecimiento del terrorismo. Fue detenido en la segunda fase de la 'Operación Araña'. En una entrevista con este medio denuncia ser víctima de una "persecución ideológica".

Sociedad

El periodista de La Haine Jorge Correa, conocido en las redes como 'Boro', será juzgado este jueves por la Audiencia Nacional. Está acusado de un delito de enaltecimiento del terrorismo. El fiscal Carlos Miguel Bautista pide para él la pena de un año y ocho meses de prisión, doce de inhabilitación absoluta y dos años de libertad vigilada. La acusación recopila hasta 21 mensajes que Boro, según el fiscal, habría difundido a través de las redes sociales "con el propósito de enaltecer a la organización terrorista ETA, sus actos y a sus miembros". 

Publicidad

El acusado niega que su propósito en redes haya sido el de enaltecer el terrorismo de ETA y denuncia que hay tuits y frases que se le atribuyen (como decir que Ortega Lara "se merecía" lo que le ocurrió) que él nunca ha escrito. "Aunque lo pensara no lo escribiría en redes", dice. Asimismo, denuncia que "la libertad de expresión" en España "ha muerto" y que su único delito ha sido creer en el artículo 20 de la Constitución

Usted está acusado de enaltecimiento del terrorismo. 

Se trata de una acusación política. Por pensar lo que pienso. Es habitual en este tipo de procesos judiciales que se enmarcan en las operaciones 'araña'. Los fiscales juntan diferentes tuits e incluso te dicen con qué intención lo has escrito. En mi escrito de acusación mezclan churras con merinas y ponen todo al mismo nivel. Da igual que el tuit esté hecho con humor o con sátira. Pero es que incluso consideran que pedir el fin de la dispersión es enaltecimiento.

Habla de churras con merinas. Supongo que se refiere a mensajes, como los siguientes, que cita el fiscal. En uno habla del mapa de la tortura de Euskadi y pide la expulsión de la Guardia Civil de territorio vasco. En otro pide más lucha callejera. Por último, pide amnistía para "presos políticos" de ETA. 

Publicidad

Claro. No sabía que pedir la amnistía de los presos políticos vascos fuera delito. O pedir el fin de la dispersión. El fiscal parece sostener que si hay gente que pensamos eso es porque nos lo ordena ETA. Es una aberración. 

'Boro' posa con el hastgag que se movió en redes para denunciar las detenciones de las operaciones araña

Pero el fiscal también dice que usted "apoyó" al miembro de ETA Bolinaga, ahora ya fallecido, y que dijo que Ortega Lara "se lo merecía".  

Yo apoyé, y eso el fiscal no lo dice, que Bolinaga tenía que ser excarcelado por razones humanitarias ya que estaba gravemente enfermo. Sin embargo, no recuerdo haber escrito que Ortega Lara se lo merecía. Hay tuits o compartidos que el fiscal recoge en su escrito y que yo no recuerdo haber escrito o haber compartido.

¿Cree que durante la investigación se le atribuyeron tuits o retuits que usted no realizó?

Es que no recuerdo haber escrito eso y estoy convencido. Aunque pensara eso no lo pondría en Facebook. No he enaltecido nada en redes. No solo me ha pasado a mí. Les ha pasado a otros. Da la sensación que cuando no han tenido suficiente para 'empurarnos' han aparecido tuits o retuits extraños. Es raro. 

Publicidad

Son acusaciones graves. Comprenda que al lector le puede parecer un tanto extraño que usted diga que alguien entra en sus cuentas para compartir o retuitear este tipo de mensajes 

Lo he podido constatar. Hay muchas pruebas de esto en otras operaciones llevadas a cabo en los últimos años. Podemos hablar de 'Piñata', pero también de 'Pandora', donde se ha hecho seguimiento de personas concretas. O como puso de manifiesto el acivista Quim Jimeno, que denunció que dos agentes de la Policía o de Interior, no recuerdo, le ofrecieron colaborar con ellos delatando a compañeros. Es algo realmente habitual aunque los medios no informen sobre eso y, por tanto, a la gente le sorprende. Creo que entran en nuestras cuentas y retuitean un contenido de una tercera cuenta.

Usted dice que está acusado por su opinión. Por pensar como piensa. ¿Y cuál es su opinión? 

"Se trata de persecuciones por motivos ideológicos. Se nos persigue de una manera vengativa"

Se me acusa por decir que la dispersión que sufren los presos políticos vascos es cruel e innecesaria y que sólo añade dolor para las familias. Sobre todo en un escenario en el que ETA ya ha renunciado a la campaña armada. Lo mismo con la existencia de presos enfermos en las cárceles. Según la propia legislación española estos presos tendrían que estar en la calle. También se me acusa de otros tuits que critican la violencia policial. Mi opinión ahí es clarísima: estoy en contra de los abusos y la violencia de la Policía. Creo también que en Euskal Herria ha habido violencia por muchas partes y que hay un conflicto que hay que solucionar políticamente. 

Publicidad

Opinar lo mismo que una organización terrorista no es delito. 

Sí. Pero el fiscal ya dice en su escrito con qué intención escribo los tuits o incluso qué órdenes o directrices de ETA sigo. Y no. Yo tengo mi opinión. Y ETA opinará lo que tenga que opinar. Pero es que la dispersión va en contra de derechos reconocidos y que aquí se están vulnerando y cuando pides que se acabe esa vulneración de derechos... Te acusan de enaltecimiento. 

¿Y por qué actuaría contra personas anónimas como usted?

Se trata de persecuciones por motivos ideológicos. Se nos persigue de una manera vengativa. Cuando se me juzga no se hace por proteger los derechos de nadie. Se me juzga por cometer el error de creer en el artículo 20 de la Constitución española, que consagra el derecho a la libertad de expresión. Pero resulta que hay cosas que si las digo yo son delito y si las dice la extrema derecha y humilla a las víctimas del franquismo pues entienden que se trata de libertad de expresión.

Tiene un juicio pendiente por un presunto delito de atentado durante las jornadas de Jaque al rey de 2014. Le piden seis años. En las imágenes disponibles se ve claramente cómo usted es golpeado y perseguido por el agente. Sin entrar al detalle de este asunto, usted dice que tiene miedo de que este juicio sea solo una excusa para que usted tenga antecedentes y pueda ser encarcelado tras el juicio por ese presunto delito de atentado. 

Es su gran excusa. Han provocado que tenga antecedentes y no soy la única persona que se encuentra en esta situación. Hay una compañera que también fue detenida en Araña y que ahora quieren volver a condenar por mostrar un cartel de apoyo a los presos políticos vascos. O el caso de Alfredo Remírez, que ya está en prisión. Es una persecución ideológica. La libertad de expresión está muerta en España. 

Publicidad

Publicidad