Cargando...

Secciones

Publicidad

La vicepresidenta, Carmen Calvo, durante el Consejo. JAVIER SORIANO / AFP

Igualdad El Gobierno apuesta por prohibir los vientres de alquiler y no los regulará

Publicidad

La vicepresidenta del Gobierno y ministra de Igualdad resalta, en una entrevista a El País, que las prioridades del ministerio que dirige son la puesta en marcha del pacto de Estado contra la violencia machista y la aprobación de una ley de igualdad laboral.

Sociedad

El Gobierno no tiene previsto regular los vientres de alquiler. Así lo aseguró la nueva ministra de Igualdad y vicepresicenta del Gobierno, Carmen Calvo, en una entrevista a El País este domingo. Esta negativa supone, de hecho, mantener su prohibición. La ley sobre técnicas de reproducción asistida aprobada en 2006 prohíbe expresamente este tipo de técnicas y considera nulos los contratos realizados en otros países en los que la gestación subrogada es legal.

Publicidad

Calvo recuerda que está encima de la mesa una iniciativa parlamentaria de Ciudadanos que se deberá debatir, pero aclara que la posición del PSOE y del Gobierno es clarísima al respecto: "Se llaman vientres de alquiler y son una nueva utilización del cuerpo de las mujeres, una compraventa más". "Aquí no sirven eufemismos", afirmó, añadiendo que es particularmente grave porque "usan el cuerpo de la mujer más pobre". 

El Partido Socialista refrendó esta postura contraria en congreso del partido que realizó en junio del año pasado, donde el tema se abrió a debate. Entonces una mayoría aplastante votó en contra de una posible regulación de esta práctica. 

Entre las prioridades en materia de Igualdad que el Gobierno quiere poner en marcha de forma inmediata, Calvo resalta dos: asegurar la puesta en marcha del pacto de Estado contra la violencia machista, y la aprobación de una ley de igualdad laboral. "Necesitamos que las mujeres tengan la independencia económica. Trabajos dignos, ascensos profesionales, compatibilidad cuando quieren ser madres con sus trabajos. Esa es la piedra de toque de su libertad", afirmó Calvo en la entrevista.

Publicidad

En relación al pacto de Estado, la vicepresidenta del Gobierno afirmó que ya se está trabajando en una agenda de trabajo con los gobiernos de las distintas comunidades autónomas, "que son los que tienen transferencias importantes en políticas sociales". Con respecto a la financiación de este pacto, Calvo dejó claro que los 200 millones de euros para este año estarán disponibles, incluso si no hay presupuestos aprobados. "Haremos una modificación para garantizar esos 200 millones", afirma Calvo que añade que ·"Tenemos que convertir los Ayuntamientos en una red de prevención y ayuda" a las mujeres víctimas de violencia.

Hay que retratarse

 Calvo afirma que algunas de las medidas que hay que llevar a cabo en materia de Igualdad precisarán de modificaciones presupuestarias, sobre las que se van a tener que pronunciar el arco parlametario. Entre estas medidas cita la Igualdad laboral. "Nuestra ley tiene implicaciones económicas. ¿Van a ir los partidos a decirle a las mujeres que no les importa lo que ocurre con ellas desde que entran hasta que salen?", declara. 

Publicidad

Entre las prioridades de la vicepresidenta figura solucionar la crisis que está viviendo el 016 de apoyo y asesoramiento a las víctimas de la violencia de género. Calvo aseguró que la próxima semana se reunirá, junto a la Secretaria de Estado para Igualdad, Soledad Murillo, con las trabajadoras de este recurso. "El teléfono no se va a quedar desasistido porque es absolutamente necesario. No vamos a abandonar a las mujeres que a veces lo único que pueden hacer es levantar un teléfono y llamar", afirma Calvo.

Publicidad

Publicidad

Publicidad