Cargando...

Secciones

Publicidad

Una tienda ‘low cost’ monta una boutique de lujo falsa para timar a los influencers con zapatos 20 veces más caros

Publicidad

?

Troleo maximum a los “influenciadores” de moda de Los Ángeles. Payless, una cadena de zapaterías ‘low cost’ norteamericana, conocida por los bajos precios de su calzado (algo así como si los ‘Los Guerrilleros’ pero en 2.0) ejecutó un maravilloso timo a los recomendadores de marcas de esta ciudad y consiguió venderles zapatos que en sus tiendas cuestan 30 $ por precios de hasta 600 $, haciéndoles pensar que en realidad estaban comprando modelos de lujo de una nueva firma llamada “Palessi”.

Publicidad

Para conseguirlo, Payless alquiló una antigua tienda de Armani en un centro comercial de lujo, italianizó su nombre para simular el lanzamiento de “Palessi” y surtió las estanterías con sus botas, tacones, zapatillas y bailarinas a precios de descuento. Hasta se creó una cuenta de Instagram de la marca ficticia y una página web, imaginando que la gente lo buscaría en Google. Luego, invitó a un grupo de influencers a una fiesta de inauguración regada con champán (hasta 80 fashionistas acudieron a la cita) con la intención de venderles zapatos que cuestan de 20 $ a 40 $, a precios exagerados de 200 $ a 600 $.

"Palessi" vendió alrededor de 3.000 $ en zapatos en unas pocas horas. Un comprador gastó 640 $ en un par de botas, lo que representó un margen de ganancia de 1.800%. Después de que pagaran religiosamente, los empleados les comunicaron que los zapatos eran de Payless, con la consiguiente sorpresa de los influencers, que pensaban que estaban comprando zapatos “elegantes y sofisticados", como uno de ellos los describió en un video publicado en YouTube. Tras destaparles la verdad, Payless les devolvió el dinero, aunque dejó que se quedaran con el calzado. También planea usar los testimonios recogidos en video para promociones en las redes sociales y en la televisión.

Según Doug Cameron, director creativo de la compañía de publicidad DCX Growth Accelerator que ayudó a pergeñar el evento, Payless "quería llevar el género del experimento social a nuevos extremos para, al mismo tiempo, usarlo en hacer una declaración cultural. Los clientes de Payless comparten un punto de vista pragmático y pensamos que sería provocativo utilizar esta ideología para desafiar la cultura de los influencers que dominan la imagen de la moda actual".

Publicidad

https://vimeo.com/303592261

Este experimento, a medio camino entre el troleo y el engaño premeditado, no hace más que demostrar una hipótesis: el precio de un producto influye en la calidad percibida, incluso si quién va a comprar es una persona que se supone "curtida" en las lides de la moda, como es el caso de los fashion influencers. De hecho, un estudio publicado en 2008 ya probó la idea de que el precio afecta las percepciones de calidad, pero en esta ocasión bebiendo, en vez de champán, vino. A los sujetos de la prueba se les dio vino barato para beber, pero a los que les dijeron que era más caro lo describieron como más sabroso y agradable.

Quizá el champán de la fiesta de Palessi también era vino espumoso barato y los asistentes ni se dieron cuenta...

Con infomación de CNN y Bustle

Publicidad

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

Otros retos a la moda:

– El verdadero origen de la moda de los pantalones caídos

– Diez prendas ridículas que, si nadie lo remedia, se van a poner de moda

– El logo del PSOE, de moda en Estados Unidos gracias a una colección de camisetas para hipsters

– Diez pecados veraniegos de la moda masculina

Publicidad

Publicidad

Publicidad