Cargando...

Secciones

Publicidad

Este gato llevaba una doble vida: tenía dos casas, dos nombres y dos dueños

Publicidad

Strambotic

Pixi, con su "dueña genuina", Mary Lore.

Al contrario que sus lejanos parientes los perros, los gatos no manejan el concepto de “dueño”. Cualquiera que haya tenido un felino alguna vez sabrá que el mejor amigo de un gato es el último humano que le dé de comer y le haga cucamonas.

Publicidad

Esto es así. Pero hay algunos gatos que llevan su “promiscuidad” humana demasiado lejos, llegando incluso a llevar una doble vida. Es el caso de 'Pixi', nombre “original”, de este precioso ejemplar de “ruso azul” que tenía dos casas, dos nombres y dos dueños. El pillo Pixi es, por cierto, clavado a Gandalf, el siempre recordado gato del fundador de este blog (foto de Galdalf, más abajo).

https://www.facebook.com/permalink.php?story_fbid=10214829004545411&id=1435187480

Su familia “original”, en Tamaulipas (México) lo bautizó como Pixi y llevaban conviviendo con el animal por más de dos años. Sin embargo, un día, el gato salió de casa como solía hacerlo y cuando regresó tenía un collar nuevo. Claramente, su familia se llevó una gran sorpresa al ver este distintivo, sospechando así que el pequeño Pixi tenía otro hogar.

Publicidad

Mary Lore Barra, la dueña del felino, decidió enviar un recado con Pixi. Escribió una pequeña nota que decía: “Se llama Pixi el gatito, creo que tiene 2 casas, jaja” y la ajustó en el collar del gato. El pequeño estuvo en casa un buen rato con la nota en su collar, hasta que decidió salir.

Únete a nosotros

Después de un tiempo fuera de casa, Pixi volvió y tenía la respuesta de su otra familia. Cuando Mary Lore se dio cuenta, leyó la nota que decía: “Aquí se llama Huarache, al parecer sí tiene dos casas, jaja ¡Saludos!. Los otros papás del gatito”.

Desde entonces, el collar de Pixi/Huarache se ha convertido en el medio de comunicación entre las dos familias de la vecindad entre las que reparte su amor (y su insaciable apetito) el minino.

La dueña “original” decidió compartir la historia en su cuenta de Facebook donde rápidamente se hizo viral.

Gandalf, en noviembre de 2018, poco antes de consumir su séptima vida.

Noticia original en Corazón. Con fotos de Facebook.

Publicidad

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

¿Te has quedado con hambre?

– ¿Feto de pato cocido o pis de vaca? Las diez comidas más asquerosas del mundo

– Botellón de garrafón: veinte brebajes que de dejarán resaca con solo leer la etiqueta

– 8 situaciones en las que jamás deberías fumarte un porro

Publicidad

Publicidad

Publicidad