Cargando...

Secciones

Publicidad

Casey Affleck, con el Óscar que ganó el año pasado. REUTERS

#MeToo Casey Affleck no entregará el Óscar a la mejor actriz por las protestas por un presunto caso de acoso sexual

Publicidad

El actor fue protagonista de una polémica en los pasados Óscar, después de que los medios de comunicación rescataran un supuesto episodio de acoso sexual durante el rodaje de su falso documental 'I'm Still Here'

Culturas

Casey Affleck, ganador del Óscar al mejor actor en 2017 por Manchester frente al mar (2016), no entregará este año la estatuilla a la mejor actriz, como es tradición, tras las protestas que han recordado que el intérprete estuvo involucrado en un caso de acoso sexual.

Publicidad

El medio especializado Deadline informó hoy de que Affleck comunicó a la Academia de Hollywood que, ante una posible controversia por su participación en la gala, ha decidido no presentar el galardón a la mejor actriz y no acudir a la ceremonia, que se celebrará el próximo 4 de marzo en el teatro Dolby de Los Ángeles.

La decisión del actor se produce en medio del escándalo que Hollywood ha vivido en los últimos meses por el goteo constante de casos de agresiones sexuales a mujeres en el mundo del espectáculo. Los movimientos Me Too (Yo también) y Time's Up (Se acabó el tiempo) han animado a las víctimas a denunciar los casos de abuso y acoso sexual y han reclamado respeto para las mujeres.

Affleck fue protagonista de una polémica en los pasados Óscar, en los que partía como favorito al galardón al mejor actor y finalmente se hizo con la estatuilla, después de que los medios de comunicación rescataran un supuesto episodio de acoso sexual durante el rodaje de su falso documental I'm Still Here (2010). En este caso, que se cerró finalmente con un pacto entre acusación y defensa, la productora Amanda White y la directora de fotografía Magdalena Gorka denunciaron a Affleck, quien rechazó estas afirmaciones en su contra.

Publicidad

Esta controversia no se interpuso en el camino de Affleck al Óscar, lo que también levantó suspicacias de racismo entre quienes vieron un trato de favor hacia este actor blanco frente al afroamericano Nate Parker, director y protagonista de El nacimiento de una nación (2016), que se hundió el año pasado en el ostracismo por la revelación de un antiguo caso de agresión sexual.

Después del escándalo en torno al productor Harvey Weinstein, acusado de decenas de casos de agresión sexual, numerosas revelaciones del mismo tipo han salpicado a artistas como Kevin Spacey, Dustin Hoffman, James Franco, Brett Ratner, John Lasseter, Louis C.K. o Bryan Singer.

Publicidad

El 7 de enero se celebró la 75 edición de los Globos de Oro, una gala que estuvo marcada por las protestas contra el acoso sexual a las mujeres en Hollywood: los artistas desfilaron de negro en la alfombra roja como denuncia y muchos de ellos llevaban pines con la frase Time's Up.

Publicidad

Publicidad

Publicidad