Cargando...

Secciones

Publicidad

Banderas de la Unión Europea y Reino Unido durante una protesta contra el Brexit frente al Parlamento en Londres. / REUTERS

El Parlamento británico podrá votar si prorroga la transición del brexit o activa la salvaguarda

Publicidad

En el debate de este miércoles, la Cámara de los Comunes británica fuerza a May a explicar en tres días su 'plan B' si, como se prevé, los diputados tumban el próximo martes el actual Tratado de Retirada.

Internacional

La primera ministra británica, Theresa May, ha anunciado este miércoles que el Parlamento podrá votar sobre si alargar el periodo de transición del brexit o activar la salvaguarda irlandesa, si el Reino Unido y la Unión Europea (UE) no han llegado a un acuerdo comercial para finales de 2020.

Publicidad

En la sesión semanal de preguntas y respuestas a la premier, May hizo este anuncio con el fin de recabar apoyos para su acuerdo, que comenzará a debatirse esta tarde en la Cámara de los Comunes y que será sometido a votación el próximo martes 15 de enero.

Sin embargo, en la reunión de esta tarde, la Cámara de los Comunes británica ha forzado a May a explicar en tres días su 'plan B' si, como se prevé, los diputados tumban el próximo martes el actual Tratado de Retirada. Esta enmienda ha salido adelante con 308 votos a favor y 297 en contra, lo que supone una nueva derrota para el Gobierno.

El ministro británico para el Brexit, Stephen Barclay, ha defendido que, pase lo que pase el próximo martes, el Gobierno reaccionará "rápidamente" al resultado de la votación. En este sentido, ha reconocido la necesidad de "proporcionar al Parlamento toda la seguridad posible" sobre este asunto.

Publicidad

Salvaguarda irlandesa

En virtud de la salvaguarda, el Reino Unido se mantendrá en una unión aduanera común hasta que se llegue a un nuevo acuerdo comercial con la UE, a fin de evitar una aduana entre Irlanda del Norte y la República de IrlandaEl Ejecutivo británico también anunció este miércoles que consultará la activación de la citada salvaguarda, conocida en el Reino Unido como backstop, a la Asamblea autónoma norirlandesa.

May y el líder de la oposición, Jeremy Corbyn, se enzarzaron, como cada semana, en un cruce de reproches y acusaciones sobre el farragoso proceso de divorcio entre ambos bloques.

Publicidad

Mientras que May afirmó que las garantías que le ha otorgado la UE respecto al pacto serán adelantadas al Parlamento antes de la votación del martes, Corbyn manifestó que "no se ha cambiado ni una sola coma" del texto y acusó al Gobierno de "incompetente".

El laborista, que este miércoles confirmó que planea presentar una moción de censura al Ejecutivo si el pacto es rechazado, preguntó a la "premier" si se plantea convocar unas elecciones generales anticipadas en el supuesto de que los diputados no respalden su plan de salida.

Publicidad

Bruselas no renegociará pero está abierta a "interpretar" lo pactado

Como respuesta, May se limitó a seguir defendiendo su documento, sellado entre Londres y los Veintisiete el pasado 25 de noviembre, y recriminó a Corbyn no tener ningún plan alternativo para encarar el brexit. Por su parte, Bruselas insiste en que no lo renegociará pero está abierta a "interpretar" lo pactado.

Antes de que los diputados accedan a debatir esta tarde el tratado, está previsto que se pronuncien sobre una enmienda presentada por el diputado Dominic Grieve, en la que pide al Gobierno que, si su acuerdo es rechazado, presente un "plan B" en los siguientes tres días hábiles.

Publicidad

Publicidad