Cargando...

Secciones

Publicidad

Pedro Sánchez, en el Congreso este miércoles. REUTERS/Susana Vera

Pleno en el Congreso sobre la situación de Catalunya Sánchez apercibe, pero no toma ninguna medida ante la situación de Catalunya

Publicidad

El presidente del Gobierno advierte de que no aceptará "ninguna nueva vulneración del orden constitucional y estatutario". Asegura que se desplazarán las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de Estado si vuelven a darse los incidentes ocurridos el pasado fin de semana. Sigue tendiendo la mano al diálogo y dice que la solución necesita "tiempo, diálogo y lealtad"

Política

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, lanzó numerosas amenazas y apercibimientos al Gobierno de la Generalitat por los últimos acontecimientos, pero no concretó ninguna medida que vaya a adoptar de inmediato, durante su intervención en el pleno del Congreso para abordar la situación de Catalunya.

Publicidad

Sánchez utilizó una dialéctica dura, acusando a los independentistas de "socavar el proyecto europeo a base de socavar el proyecto de España", y aseguró que su "retórica inflamable resulta inadmisible".

Por ello, quiso que constará en el acta de sesiones que su Gobierno seguirá defendiendo la vía constitucional y estatutaria, y advirtió de que "todo lo que se sitúe fuera del Estatut y la Constitución contará con la "respuesta firme, pero serena; proporcional pero contundente del Estado de Derecho", dijo.

Pedro Sánchez añadió que su Gobierno no va a volver a aceptar "una nueva vulneración de nuestro orden constitucional y estatutario, y que actuará en consecuencia".

El presidente del Gobierno indicó que en la Generalitat se ha instalado "una retórica inflamatoria inaceptable" y "mensajes combinados con dejación de funciones", lo que su Gobierno no va a consentir que ocurra más.

Por ello, anunció que "de persistir esta situación, se desplazarán a Catalunya las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para garantizar la seguridad y el ejercicio de los derechos fundamentales"; afirmó.

También se refirió a las palabras de Quim Torra relativas a la vía esloneva como solución a Catalunya. Recordando sus tiempo en la guerra de Kosovo como asesor de la UE, aseguró que reivindicar esta salida "demuestra desconocimiento y la desesperación de quien no tiene más argumentos que las mentiras para sostener sus posiciones"; afirmó. 

Sin embargo, Sánchez combinó estas advertencias con un nuevo llamamiento a recuperar la negociación. y aseguró que al Gobierno se le puede encontrar "en el diálogo y la moderación" para recuperar lo que llamó "el sentido común".

Publicidad

Por ello, apostó por buscar soluciones dentro de la política y siempre en el marco constitucional y estatutario, potenciando el autogobierno y la descentralización de España, y pidió la implicación de los partidos catalanes.

Para el presidente del Gobierno, la solución a Catalunya exige "tiempo, diálogo y lealtad". Así ,recordó los pasos dados en estos seis mese de negociaciones con la Generalitat en materia de reducción de la conflictividad judicial, inversiones, mesas bilataerales, etcétera. 

Y también pidió que ese diálogo y entendimiento empiece por los partidos catalanes, a los que recordó que cualquier reforma estatutaria requiere el apoyo de tres quintos del Parlament que, actualmente, no tienen.

Sánchez aprovechó para decir también que lo que hay que buscar son soluciones para los problemas de los ciudadanos de Catalunya y lanzó el guante de que muchas de ellas están en los Presupuestos Generales del Estado, "y es la vía por la que quiere seguir transitando el Gobierno con Catalunya", dijo.

Publicidad

Publicidad

Publicidad