Cargando...

Secciones

Publicidad

El presidente del PP, Pablo Casado (c), y su esposa Isabel Torres (3ªi), junto al secretario general Teodoro García-Egea (2ºi), y los vicesecretarios Andrea Levy, Javier Maroto, Marta González e Isabel García Tejerina (i-d), durante la clausura de la Convención Nacional del Partido Popular celebrada en enero de 2019.EFE/Chema Moya

PP Las polémicas de Casado en materia de género: aborto, violencia machista, mujeres maltratadas y hombres que se portan mal

Publicidad

Determinado a recuperar los votos del sector conservador del PP, que ven en Vox esa "defensa" de los valores tradicionales, que los 'populares' -a su juicio- olvidaron hace tiempo, Pablo Casado ha decidido abordar cuestiones como la natalidad, la familia y el aborto, no sin controversia de por medio.

Política

Determinado a recuperar los votos del sector conservador del PP, que ven en Vox esa "defensa" de los valores tradicionales, que los 'populares' -a su juicio- olvidaron hace tiempo, Pablo Casado ha decidido abordar cuestiones como la natalidad, la familia y el aborto, no sin controversia de por medio. El líder del PP no duda en presumir de los "logros" de su partido en materia de violencia de género, y defiende que el PP redactó e impulsó la ley contra la violencia de género, aunque -como desgrana aquí Público-no es cierto.

Publicidad

La última polémica en este sentido, ha llegado este miércoles tras la publicación de la entrevista junto a su mujer, Isabel Torres, en la revista TelvaAnte una pregunta sobre violencia machista y denuncias falsas, Casado respondió: "Es compatible la dureza extrema contra los maltratadores sin caer en esto que dice la Izquierda de proteger más a las mujeres. ¿Qué hacemos: las escoltamos por la calle? Hay que disuadir con penas más duras, juicios rápidos y medios al alcance de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado".

Esta cuestión también se abordó en una entrevista en el Telediario de TVE, con su correspondiente debate público. En ella, se refirió a los maltratadores como "esa persona que no se está portando bien con ellas [las mujeres]". Posteriormente, el líder del PP rectificó y afirmó en la tribuna del Congreso que "con los maltratadores, ningún eufemismo".

A principios de este mismo año, Casado equiparó la violencia de género con la violencia doméstica -en relación al asesinato machista de Laredo, en el que un hombre acabó con la vida de su pareja- añadiendo que "en un país democrático como el nuestro no se puede hablar de violencia si se ejerce contra un determinado género o una edad, si se hace contra mujeres, contra ancianos o contra niños". En el acto que los 'populares' celebraron con motivo del 8M, el dirigente se retractó y afirmó que "luchar contra la lacra social" de la violencia de género "es compatible" también con hacerlo contra la violencia doméstica e intrafamiliar.

Publicidad

El aborto con la actual ley, una "barra libre" según Casado

La interrupción voluntaria del embarazo es una de las cuestiones que más discrepancias internas genera entre las filas 'populares' y que con Mariano Rajoy al frente del Ejecutivo apenas se trató (la recurrió ante el Tribunal Constitucional en el año 2010). El único amago por cambiarla fue el de Alberto Ruiz Gallardón, cuando ostentaba el cargo de Ministro de Justicia, que propuso una ley más restrictiva que la de 1985, ya que eliminaba incluso la malformación, cualquiera de ellas, como un supuesto para abortar.

En febrero el líder del PP apostaba por recuperar la ley de 1985, de supuestos, censurando la normativa actual, de plazos, convencido de que actualmente en España existe la "barra libre para abortar" hasta la semana 22 de gestación. Tras ver la repercusión de sus palabras, el conservador bajó el tono. "Ha moderado su discurso" -conceden desde Génova- ya no habla de "barra libre", ni de una "imposición de la izquierda", como apuntaba el número dos de la formación, Teodoro García Egea.

Publicidad

En su primera entrevista después del anuncio de convocatoria de elecciones generales, publicada por El Español el pasado domingo  24 de febrero, Casado afirmó que cree que "es bueno que las mujeres embarazadas sepan lo que llevan dentro", preguntado sobre las propuestas del PP respecto a la interrupción voluntaria del embarazo.

Estas palabras provocaron rechazo incluso de su propio partido. Celia Villalobos le respondió en una entrevista en El País que "las mujeres somos muy conscientes de lo que significa un embarazo y de lo que significa también tener que abortar". No necesitamos que un hombre venga a contárnoslo", le espetó al líder de su partido. Años atrás, la ex dirigente votó en contra de las propuestas de su partido en cuestiones como el aborto o el matrimonio gay cuando era diputada del PP, aun sabiendo que sería sancionada.

Publicidad

A primeros de febrero, el conservador en un encuentro con la agencia Efe se reafirmó en su postura y alegó que "si queremos financiar las pensiones debemos pensar en cómo tener más niños".

Publicidad

Publicidad