Cargando...

Secciones

Publicidad

La ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo. - EFE

Dentistas baratos Carcedo defiende que es el "momento" de incluir el dentista en la sanidad pública

Publicidad

"La salud bucodental es tan importante como el resto de la salud orgánica y mental", declara la ministra de Sanidad durante una entrevista con 'La Voz de Galicia'.

Política

La ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, defiende que ha llegado el momento de incorporar el dentista en la sanidad pública. En una entrevista con La Voz de Galicia, Carcedo ha anunciado que el Gobierno pretende incluir en la cartera pública los servicios de salud bocodental que hasta ahora no lo estaban en "la próxima legislatura".

Publicidad

"La salud bucodental es tan importante como el resto de la salud orgánica y mental", ha declarado la ministra en la entrevista con el citado periódico. "Creemos que es el momento. Hay que incorporarla porque las personas con menos recursos, todas las estadísticas lo demuestran, no pueden atender a todas las necesidades de su salud bucodental", ha enfatizado. 

Únete a nosotros

No es la primera vez que Carcedo se pronuncia sobre este tema. Hace unos días, durante una mesa redonda en la Fundación Areces, la ministra ya lamentó no haber introducido en la cobertura pública la salud bucodental durante esta legislatura. En la presentación de su programa electoral, Pedro Sánchez anunció la incorporación progresiva del dentista al sistema público de salud como una de las 110 medidas del PSOE para las elecciones generales del 28 abril. 

"Está generando unos niveles de desigualdad muy aparentes", subrayó la ministra en la mesa redonda, al tiempo que denunciaba que las personas que no tienen recursos para atender sus necesidades bucodentales "están siendo presa de los especuladores más desalmados que uno se pueda imaginar".

Publicidad

Críticas de odontólogos

Para, precisamente, facilitar el acceso al dentista al volumen de personas que actualmente no pueden acceder por motivos económicos, el Ayuntamiento de Barcelona aprobó el pasado viernes la creación del primer dentista municipal del Estado. El objetivo es ofrecer un servicio de odontología, que prevé atender a 36.000 personas al año, con precios ajustados, un 40% más bajos. La iniciativa contó con los votos a favor de BComú, ERC, PSC, CUP-Capgirem y los ediles no adscritos Gerard Ardanuy y Joan Josep Puigcorbé. PDeCAT, Cs y PP votaron en contra.

Tras anunciarse la medida, los odontólogos se echaron encima del Gobierno de Ada Colau y tildaron la iniciativa de "electoralista". "La iniciativa del dentista municipal de Barcelona no es verdadera solidaridad, puesto que se va a cobrar a los pacientes por los tratamientos", criticó Óscar Castro, presidente del Consejo General de Dentistas de España. También recordó que en España existen trece clínicas solidarias, una de ellas en Barcelona, que dependen de los Colegios Oficiales de Dentistas y que están avaladas por la organización colegial.

Publicidad

"Las personas con peor situación económica son atendidas y tratadas en estas clínicas por dentistas voluntarios de una forma totalmente gratuita, eso es solidaridad. Poner en marcha una clínica municipal gestionada por una empresa ajena al sector odontológico con el reclamo de ser un servicio social para los más necesitados, es un auténtico despropósito y puede desembocar en un escándalo como el de iDental, dejando miles de pacientes damnificados", argumentó. El Consejo de Dentistas se sumaba así al rechazo ya expresado la semana anterior por el Colegio Oficial de Odontólogos y Estomatólogos de Catalunya.

Publicidad

Publicidad

Publicidad