Cargando...

Secciones

Publicidad

Vista general del hemiciclo del Congreso de los Diputados. EFE/Zipi

La Mesa del Congreso manda a Vox al 'gallinero', por detrás de ERC

Publicidad

El órgano adopta finalmente un acuerdo para repartir los escaños del hemiciclo con el apoyo de PSOE y Unidas Podemos, la abstención del PP y el voto en contra de Cs. Los de Casado y los de Rivera compartirán el lado derecho de la Cámara.

Política

Los diputados de Vox se sentarán en los escaños del denominado "gallinero" del hemiciclo. La Mesa del Congreso de los Diputados ha procedido con el reparto de los asientos de la Cámara, ante la falta de acuerdo de los grupos, que en un principio esperaban hacer el reparto cuando se conocieran algunos detalles de la investidura del presidente del Gobierno.

Publicidad

Justo delante de Vox se sentarán los diputados de ERC. El acuerdo de la Mesa ha salido adelante gracias a los votos del PSOE y de Unidas Podemos, que suman mayoría en el órgano. Los miembros del PP se han abstenido y los de Ciudadanos han votado en contra.

El lado izquierdo del hemiciclo lo ocuparán los 123 diputados del PSOE, que tiene 39 asientos más que en la pasada legislatura. En los escaños del centro de la Cámara se sentarán los representantes de Unidas Podemos y el Grupo Mixto en el lado izquierdo, y los del PNV, ERC y Vox en el lado derecho. Los de Iglesias y el Grupo Vasco ocuparán las primeras filas, seguidos de los de Gabriel Rufián. Los diputados del Grupo Mixto y los de Santiago Abascal ocuparán las últimas filas.

Publicidad

El reparto de escaños lo completan PP y Ciudadanos, que se ubicarán en los asientos de la parte derecha del hemiciclo. El diputado de Unidas Podemos Pablo Echenique se sentará junto a los parlamentarios del Grupo Mixto, ya que el Congreso no le ha habilitado la posibilidad de sentarse con su grupo.

Distribución de escaños del Congreso de los Diputados en la XIII Legislatura. E.P.

Los partidos habían hablado de manera informal del reparto de los escaños en el hemiciclo tras la sesión constitutiva de las Cortes, el pasado 21 de mayo; sin embargo, no habían comenzado las negociaciones formales. En las últimas semanas los grupos habían constatado la necesidad de abordar esta y otras cuestiones, como la puesta en marcha y la composición de las comisiones parlamentarias, pero finalmente los partidos no habían alcanzado un acuerdo.

Es por esto que al final el reparto lo ha decidido la Mesa, sin unanimidad y con el rechazo de Ciudadanos y PP (los de Casado se han abstenido). El denominado "gallinero", donde se sentarán los diputados de Vox, lo componen las dos últimas filas de escaños del hemiciclo, justo debajo de la tribuna de invitados. En las negociaciones para el reparto, los grupos suelen tratar de evitar ocupar estos asientos, dada la poca visibilidad que tienen respecto al resto de escaños de la Cámara.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad